Páginas vistas en total

11 ene. 2012

LAS HELENAS

Era una lengua inmensa lamiendo los cueros.
Salivando una lluvia tupida de finas hebras de agua tibia.
Dientes plásticos arrasaban mechones negros
brillando sus aceites almendrados de bello tacto a los dedos.
El soplar del aire caldo interceptaba lento a los pensamientos.
Un rulero de agujas flexibles rodeaba los filamentos,
esculpida de curvas sobre los percheros.
El reflejo rodeaba todas las paredes y sus zócalos mesa.
Yo observaba rostros buscando la greca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario